Finanzas

Rendimientos de las pensiones complementarias crecen por aumento en el valor de sus inversiones

Los fondos reportaron tasas en un rango entre el 16,02% y el 21,59% para setiembre

Los rendimientos nominales de los fondos de pensión voluntarios en colones y del Régimen Obligatorio de Pensión Complementario (ROPC o ROP) comenzaron una tendencia de aumento si se comparan los datos de setiembre del 2020 y setiembre del 2021, en especial después del primer trimestre de este año.

Si se observa el corto plazo, los fondos del ROPC pasaron de rendimientos anuales entre 7,78% y 14,61% entre febrero y marzo del 2021, a retornos en un rango entre el 16,02% y el 21,59% para setiembre.

Así, si se compara con un año atrás, para la operadora BAC Pensiones que cerró el mes de setiembre con el rendimiento más alto para el régimen complementario la diferencia es de poco más del 11 puntos porcentuales.

Laura Moreno, vicepresidenta de relaciones corporativas de BAC Credomatic, señaló que en el último año, los retornos de las inversiones por clase de activo se han ubicado en niveles récord; por ejemplo, al cierre de agosto, el rendimiento de las inversiones en renta variable en mercados desarrollados ha tenido un rendimiento cercano al 30% anual, cifra que supera las de los últimos 20 años.

[ EF Explica: Qué es un paraíso fiscal, una sociedad ‘offshore’ y cómo suelen utilizarse ]

“La deuda soberana local, por su parte, ha tenido un desempeño superior al de, al menos, los últimos 6 años, con un retorno anual promedio a agosto de 24% en colones y 17% en dólares. Adicionalmente, se tiene una variación cambiaria acumulada de 5% para el periodo”, explicó Moreno en agosto.

En cuanto a los fondos voluntarios, para los tipos “A” en colones los rendimientos en algunas operadoras alcanzan hasta el 17% y para los tipos “B” en colones los retornos superan el 19% en la operadora que mantiene el porcentaje más alto (hasta un 7% más que el punto más alto hace un año).

Estos cambios se dan al corto plazo por la conjugación de factores locales e internacionales, las condiciones del mercado y las estrategias de diversificación de las inversiones permiten que se observe el camino ascendente de los rendimientos.

Hermes Alvarado, gerente general de BN Vital (operadora de pensiones del Banco Nacional), explicó que la disminución de tasas de interés a nivel local e internacional, como el impulso a la reactivación económica, han causado que los precios de los activos se incrementen y con ello, el registro de plusvalías. Esto ha causado un aumento en los rendimientos del ROP y de los fondos voluntarios.

Si las tasas de interés continuaran bajando, el efecto en los rendimientos seguiría. No obstante, las tasas se encuentran cerca a su nivel mínimo, por lo que para Alvarado es difícil que el fenómeno se acentúe.

Estrategia de diversificación

Si bien uno de los factores que impactan positivamente a los rendimientos es el comportamiento del mercado internacional, esto dependerá de la estrategia de diversificación de cada operadora.

La inversión en emisores foráneos por parte de estas entidades es aún incipiente para los fondos voluntarios de pensión y, en el caso del ROP, aún queda espacio para aumentarla.

La diversificación en el extranjero es justamente uno de los elementos que más benefician a Popular Pensiones con el régimen obligatorio complementario principalmente, según comentó su gerente general, Róger Porras.

Esta operadora es la que mantiene una mayor inversión de activos en emisores extranjeros; al 1.° de agosto de este año mantenía más de un billón de colones invertidos fuera del país.

“Este año los mercados internacionales han tenido un comportamiento muy positivo”, recalcó el gerente de Popular Pensiones.

Pensiones voluntarias

La mayoría de las operadoras ofrecen opciones de pensiones voluntarias, tanto en colones como en dólares. En moneda nacional existen dos tipos de fondos (denominados A y B). Según información suministrada por Superintendencia de Pensiones (Supén), los voluntarios A son fondos maduros, en los que los afiliados pueden hacer retiros totales.

Por otro lado, los voluntarios B están integrados por contratos que no han cumplido con el periodo o los aportes mínimos requeridos para hacer el retiro total, o habiendo cumplido con estos, el afiliado ha renunciado a esa posibilidad por un periodo no menor a 3 años.

Las pensiones voluntarias en colones, tipo A, han visto un aumento importante de sus rendimientos en al menos tres de las operadores que manejan este tipo de fondos, al igual que los fondos B.

[ Crédito recupera el aliento con modesto crecimiento luego de medidas tomadas ante la pandemia ]

En ambos casos, BN Vital es la que a setiembre mantenía rendimientos más altos (17,97% para el tipo A y 19,85% para el tipo B). Alvarado señaló que se trata en parte de un asunto de diversificación, ya que han tenido una inversión activa en los mercados internacionales. Esto, aunado a las condiciones del mercado de bajas tasas de interés.

Según datos de la Supén, al 1 de agosto de este año BN Vital mantenía más de ¢34.000 millones y BAC Pensiones ¢1.423 millones de los activos del fondo A invertidos en el mercado foráneo. Las otras tres operadoras que manejan fondos voluntarios A no reportan la inversión de activos fuera del país.

Para el fondo B en moneda nacional, la tendencia por operadora es la misma y BN Vital reporta una inversión mayor fuera del país que otras operadoras.

En el caso de los rendimientos del BAC, que cerró setiembre con un 8,33% para el tipo A y un 16,88% para el B, Moreno aclaró que hay dos factores principales que explican la rentabilidad de un fondo: primero, el retorno medio de las inversiones por clase de activo, y segundo, la estrategia de inversión del fondo, que considera posiciones particulares en cada una de estas clases de activo.

Asimismo, dicha entidad tiene la aprobación de la Supén para trabajar bajo un esquema de multifondos, con estrategias diferenciadas para cada uno de los planes voluntarios que ofrecen.

En el caso del fondo A, de BAC, está diseñado para preservar el capital en el corto plazo y se orienta a las personas que se encuentran cerca del retiro. Este diseño contempla inversiones más conservadoras que se ven menos beneficiadas por la tendencia o rally reciente en la valoración de activos.

Si se observan los fondos B de dicha entidad, los rendimientos se encuentran por encima que los de otras entidades (a diferencia del fondo A). Este fondo maneja una estrategia a más mediano plazo por lo que sus inversiones se ven más beneficiadas por los retornos crecientes del mercado.

Por otra parte, Porras, de Popular Pensiones, explicó que el fondo A es prácticamente líquido y el fondo B tiene un plazo relativamente corto, por lo que las inversiones deben ajustarse al horizonte de las pensiones. En el caso de esta operadora, sus rendimientos para el fondo A fueron de 8,44% y para el fondo B 9,78%.

“Los activos que nosotros tenemos que comprar para invertir en estos fondos deben ajustarse a ese calce de plazo (...); probablemente si usted se ubica en una estrategia de inversión en un plazo, en términos nominales de rendimientos puede tenerlos menores, pero en términos de los rendimientos ajustados por riesgo me parece que es la estrategia más conveniente asociada de cara a nuestros clientes”, dijo Porras.

El gerente de Popular Pensiones recalcó que se debe ser vigilante del comportamiento de los rendimientos de las pensiones, analizar si los altos porcentajes son sostenibles y evaluar que el binomio riesgo-rendimiento sea el adecuado.

Paula Umaña

Paula Umaña

Periodista de Finanzas. Graduada de Comunicación Colectiva de la Universidad de Costa Rica.