Por: Laura Ávila, María Luisa Madrigal, Manuel Avendaño Arce.   16 octubre
José Álvaro Jenkins, fue electo presidente de Uccaep el pasado 10 de setiembre. Fotografía: Cortesía de Uccaep.
José Álvaro Jenkins, fue electo presidente de Uccaep el pasado 10 de setiembre. Fotografía: Cortesía de Uccaep.

Las organizaciones que integran la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep) empezaron a desmarcarse este viernes de la negociación que mantiene esta entidad con el grupo promotor de bloqueos autodenominado “Rescate Nacional”.

Se trata de entidades como la Cámara Costarricense de la Construcción (CCC), la Cámara de Tecnologías de Información y Comunicación (Camtic), la Asociación de Empresas de Zonas Francas (Azofras), la Cámara de Infocomunicación y Tecnología (Infocom); y la Cámara de Industrias de Costa Rica (CICR), que emitió un segundo pronunciamiento para aclarar.

La noche del jueves 15 de octubre, transcendió que la Unión de Cámaras se reunió a las 9:00 p.m. con Célimo Guido, líder del grupo, para negociar el levantamiento de los bloqueos que generan afectación en diferentes rutas nacionales.

El encuentro concluyó con la firma de un documento, en el que suscriben como testigos representantes los sindicatos Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP) y la Asociación Sindical de Empleados Industriales de las Comunicaciones (Asdeice).

Acuerdo firmado entre Uccaep y
Acuerdo firmado entre Uccaep y "Rescate Nacional" para buscar el levantamiento de los bloqueos.

EF intentó obtener respuestas de los jerarcas de la Cámara Costarricense de la Industria Alimentaria (Cacia), la Cámara Costarricense de Hoteles (CCH), la Cámara Costarricense-Norteamericana de Comercio de Costa Rica (AmCham), y la Cámara Nacional de Turismo (Canatur); pero hasta el momento no ofrecieron respuestas sobre la consulta de si respaldan la negociación que lidera Uccaep.

Camtic señaló en un comunicado a las 2:39 p.m., que está en desacuerdo ante la decisión del presidente de la Unión de Cámaras de reunirse con la agrupación que impulsa los bloqueos.

“(La negociación) legitima de esta forma a un grupo que no tiene ninguna representación democrática y que, en busca de hacer valer sus intereses, ha pasado por encima de los derechos del resto del pueblo costarricense”, añadió.

La Cámara de Tecnologías de Información enfatizó que Uccaep no les consultó antes de avanzar en las conversaciones con “Rescate Nacional”.

“Desde nuestra organización apoyamos el diálogo y hacemos los esfuerzos necesarios para tender puentes en busca de acuerdos, pero de ninguna manera, con grupos que hagan uso de la fuerza, del desorden y del rompimiento de los derechos constitucionales de los costarricenses”, aseveró la Cámara de la Construcción.

Por su parte, la Cámara de Industrias emitió un primer comunicado a las 11:10 a.m. en el que evitó manifestarse de manera directa sobre la negociación con “Rescate Nacional”, esto le valió fuertes críticas de diferentes sectores y en las redes sociales.

Afirmó que “vemos hoy un país con más paz, calma y tranquilidad que ayer y que las últimas semanas, ante el anuncio de suspensión temporal de las manifestaciones y bloqueos. Respaldamos la decisión anunciada por Uccaep el día de ayer de no participar en diálogo multisectorial convocado por el Gobierno, ya que no reunía las condiciones adecuadas de representatividad”.

En un segundo comunicado de prensa, enviado a las 3:55 p.m., la CICR aclaró que no respalda el acuerdo suscrito con el movimiento liderado por Célimo Guido.

“La CICR siempre será una abanderada de la institucionalidad democrática de Costa Rica y continuará siendo propositiva en cuanto a acciones concretas para solucionar nuestros problemas fiscales”, concluyó.

Azofras publicó en su página de Facebook un comunicado en el que apoyaron el mensaje del presidente de la República, Carlos Alvarado; y se manifestaron en desacuerdo con el proceso que lidera Uccaep.

“Apostamos al diálogo, creemos en un sector productivo y una ciudadanía activa, pero siempre respetuosos de los más altos valores institucionales y democráticos”, apuntó Carlos Wong, presidente de Azofras.

Infocom también rechazó el diálogo con quienes instigan a los bloqueos y considera que esta agrupación “no representa nuestras costumbres democráticas ni a la inmensa cantidad de trabajadores, empresarios y familias que han perdido su empleo, han tenido que cerrar su negocio, o pasan hambre y frustración”.

“A pesar de que reconocemos que el mayor responsable para orquestar la salida de la crisis económica y social que enfrenta nuestro país es el Gobierno y que ha adolecido del liderazgo necesario para encontrar una solución viable a las problemáticas que vive Costa Rica; rechazamos contundentemente la decisión de Uccaep de establecer diálogos con una organización autodenominada Rescate Nacional”, indicó en un comunicado.

Por su parte, Julio Castilla, presidente de la Cámara de Comercio de Costa Rica −organización que abandonó Uccaep el 23 de octubre del 2019−, cuestionó la negociación.

“Volvemos a manifestar que tenemos que respetar las vías democráticas que tenemos. No podemos negociar con gente que ha buscado desestabilizar el país, con personas acusadas penalmente. Nos queremos apartar completamente a la acción de Uccaep”, dijo el jerarca de los industriales.

Explicaciones de Uccaep

Este medio también intentó conversar con José Álvaro Jenkins, presidente de la Unión de Cámaras, pero los encargados de prensa solo remitieron un audio con declaraciones y un comunicado. Además, aclararon que el jerarca no atenderá más a los medios sobre este tema.

“Las conversaciones sostenidas con el movimiento Rescate Nacional se lograron conducir como alternativa ante una situación que se ha vuelto crítica y caótica para todo el país y que por ende requería de acciones extraordinarias para garantizar el ambiente de paz social necesario para no seguir afectando el empleo y la movilidad de toda la población”, justificó Jenkins.

El líder del sector empresarial defiende que su acción con miras a lograr un acuerdo al margen de instancias oficiales o del Gobierno, beneficiaría el empleo de miles de personas que se ven afectadas para moverse a sus centros de trabajo.

A diferencia de lo que indicaron las cámaras de la Construcción, Agricultura y Camtic −todas asociadas a la Uccaep−, Jenkins sostiene que informó al Consejo Directivo de la organización sobre el acercamiento con “Rescate Nacional” y que recibió el apoyo unánime.

El Consejo Directivo de Uccaep, según información de su página web, está integrado por Maritza Hernández, primera vicepresidenta; Enrique Egloff, segundo vicepresidente y jerarca de la CICR; Rubén Acón, tercer vicepresidente y jerarca de Canatur; Álvaro Saborío, secretario y presidente de la Asociación Bancaria Costarricense (ABC); Jorge Calderón; subsecretario; Óscar Echeverría, tesorero y presidente de la Asociación de Importadores de Vehículos y Maquinaria (Aivema); Gisela Sánchez, subtesorera y presidenta de AmCham; y Fabio Masís, director ejecutivo (empleado directo de la entidad).

Organización dividida

Jenkins, electo presidente de la Unión de Cámaras el pasado 10 de setiembre, es un empresario azucarero propietario de la compañía El Viejo, una agroindustria nacional que fabrica más de dos millones de bultos de azúcar de 50 kilogramos al año.

El nuevo jerarca logró un amplio apoyo de las cámaras empresariales sobre su rival, el también empresario, Luis Javier Castro.

Uccaep enfrenta las sombras de un proceso de resquebrajamiento interno que empezó en octubre del 2019 con la salida de la Cámara de Comercio y la CICR, quienes pedían mayor liderazgo, un protagonismo más firme en temas claves para el país, y un músculo político más robusto.

La Unión de Cámaras se dividió entre quienes impulsaban una reforma completa a su estructura y gobernanza, y quienes preferían mantener las cosas como estaban, sin mayores cambios que afecten el statu quo.

El enfrentamiento entre ambos bandos provocó efervescencia en el Consejo Directivo y presiones sobre el entonces presidente Gonzalo Delgado, quien finalmente dejó su cargo el miércoles 6 de noviembre para “fortalecer la unidad del sector empresarial”.

Las rupturas significaron la renuncia de tres organizaciones en 2019, de las cuales dos regresaron.

Nota de los redactores: esta noticia fue actualizada a las 6:18 p.m. para agregar la posición de Camtic, Azofras e Infocom; así como el contenido del segundo comunicado de la Cámara de Industrias.