Finanzas

Compras de celulares a crédito impulsan el crecimiento de deudas de las personas con las tiendas

Las mujeres tienen menores índices de mora pero también menos acceso al mismo

Las deudas en el sector financiero no supervisado aumentan principalmente impulsadas por las empresas que brindan servicios de telecomunicaciones, es decir celulares a crédito, y también por las cuentas sin pagar.

Por otra parte en el sector comercio las tiendas de electrodomésticos son las más “agresivas” en el otorgamiento de créditos.

No obstante pese a que el sector de telecomunicaciones representa la mayor cantidad de deudores morosos, son a su vez los que tienen los montos más bajos, mientras que en comercio y financieras se suman el grueso del total de la morosidad.

Así lo indicó el segundo informe de deuda morosa del sector crediticio no regulado en Costa Rica, publicado por el Instituto Tecnológico de Costa Rica (Tec) y la firma Equifax.

De acuerdo con Gustavo Cubillo, investigador líder del informe de deuda morosa en lo que ellos califican como sector comercial —el cual incluye ferreterías, tiendas por departamento, electrodomésticos y otras— las tiendas de electrodomésticos son las más agresivas.

Así lo confirman varios de los testimonios que EF consideró para esta información. Por ejemplo, una joven a quien llamaremos María es asalariada entre 20 y 30 años que se quedó sin celular pues el suyo se dañó. La manera más fácil y rápida de obtener uno nuevo era a través de algún sistema de crédito por lo que optó por acercarse a una tienda de electrodomésticos.

En la tienda solamente entró a solicitar información pero salió con un celular nuevo y una deuda en la que pagó casi tres veces el costo inicial. María asegura que no le solicitaron prueba de ingresos como orden patronal o una carta del patrono, por el contrario bastó decir que estaba interesada para que la tienda le ofreciera una gama de opciones, entre ellos su iPhone 11.

A la mitad del periodo un familiar le ayudó a costear el saldo final pues apenas llevaba una cuarta parte del plazo y estaba pagando en intereses y amortizaciones el doble del costo del teléfono.

Otro de los testimonios compartidos a este medio de comunicación fue el de Roberto (nombre ficticio) un varón de 45 años que se independizó y parte de sus artículos los adquirió en una tienda de electrodomésticos. Entre ellos un televisor de plasma y una refrigeradora.

Cuando llegó la pandemia y se enfrentó a una reducción de jornada intentó llegar a un acuerdo con la tienda pero asegura que no fue posible, entonces dejó de pagar la deuda por tres meses y cuando retomó el pago había acumulado un 35% adicional en el saldo final por los intereses.

No es coincidencia que los resultados del estudio de mora demostrara que los clientes de las financieras no supervisadas presentaron mayor aumento de morosidad.

De manera que en el primer semestre del 2019 la morosidad promedio en las financieras era de ¢939.973, en el 2020 fue de ¢1 millón, pero para el mismo periodo de este 2021 era de ¢1,1 millones, es decir mostró un aumento de 9,3% de un año a otro.

En el sector de comercio los datos no difieren mucho pues en el primer semestre del 2020 la deuda promedio era de ¢302.014 pero para el mismo periodo del 2021 aumentó a ¢314.294. Es decir mostró un aumento entre periodos del 4,1%.

Para las telecomunicaciones el incremento fue menor pues la diferencia entre semestres del 2020 y 2021 fue de -0,4%.

Si se comparan los mismos sectores pero en términos de cuentas morosas la cifra es mayor para el comercio. Es decir, aumentó la cantidad de personas morosas.

Los datos del estudio demuestran una variación del 28,5% para los comercios, mientras que para las telecomunicaciones el incremento es de 5,28%.

Tipos de deudor

Los hombres presentan un promedio de mora superior a las mujeres. Actualmente el monto moroso promedio de las mujeres representa un 71% con respecto al ingreso.

“Comparando la deuda promedio de cada sexo con el ingreso promedio bruto nacional, encontramos que la deuda morosa del hombre alcanzó el 98,5% del ingreso promedio, mientras que en el caso de la mujer la deuda morosa representa el 70,3% de dicho ingreso”, expresa el estudio.

En un análisis por quintiles se demuestra que la mayor parte de las cuentas analizadas (80%) son inferiores al promedio de deuda morosa general, pero el resto son cuentas muy superiores a ese promedio.

Pandemia financiera

De acuerdo con los investigadores del estudio de mora crediticia uno de los principales problemas que enfrentan los usuarios es que piensan que al dejar de pagar su deuda en el sector no regulado no les afectará su récord crediticio, pero esto es un mito pues hay una especie de central crediticia que guarda récord de todas estas cuentas.

Bajo esta premisa Equifax habilitó el sitio pandemiafinanciera.com con el objetivo de que las personas accedan al reporte gratuito y conozcan cómo está su salud financiera, la cual se mide por medio de un score crediticio

Andrea Hidalgo

Andrea Hidalgo

Periodista de la sección de Finanzas y Negocios de El Financiero. Licenciada en Periodismo Social. Excolaboradora del proyecto #NoComaCuento de La Nación.